En Foco, Opinión

Los tres Caínes

La realidad en Colombia siempre ha sido secuestrada por los medios de comunicación, y este plagio desde hace rato se convirtió en telenovelas, que presentan las vidas de los mayores criminales del país, y el surgimiento del narcotráfico-paramilitar de los últimos tiempos.

 

Armando Orozco TovarLos tres Caínes 07

 

Hace poco por la pantalla chica se mostró la apología de Pablo Escobar Gaviria, y hoy RCN, nuevamente la transmite pero ensamblada en la historia de los hermanos Castaños, titulada: “Los tres Caínes”.

Aparecen los criminales y sus y masacres paramilitares anticomunistas, que propiciaron a lo largos de años en varias regiones, acción denominada por ellos: “Muerte a los mamertos”.

Un genocidio ocurrido contra casi toda la izquierda colombiana organizada, e inserta desde su fundación en el movimiento de la Unión Patriótica U.P

Esta producción debió llamarse: “Los canes rabiosos”, en vez de llevar el nombre del primer asesino bíblico de la fábula jadeó-cristiana, el cual frente a ellos parece ser una inocente ovejita con quijada de burro, ante la motosierra utilizada por los tres consanguíneos criminales: Vicente, Fidel y Carlos Castaño, especialistas en picadas de oreja a oreja de sus víctimas para luego convertirlas en nutriente de pirañas…

Los tres Caínes 04En esta realización la realidad deja poco espacio a la ficción y el libretista la debió llamar: “Documental” o “Testimonio”, porque en realidad registra lo que pasó con la naturaleza inhumana de esa gente en las décadas de los ochenta del siglo anterior y noventas de este, que aún en cierta forma sigue ocurriendo en Colombia.

En esta actuación se ven cosas interesantes como la complicidad entre el narcotráfico de Escobar, y el paramilitarismo narco de los Castaños, con su posterior fractura por la competencia en la producción, circulación, distribución y consumo en estados Unidos de cocaína la cual los volvió en poco tiempo inmensamente ricos con capacidad para construir enormes ejércitos de asesinos. Además les dio la posibilidad de llevar a Colombia, desde Israel,  a un experto en las masacres palestinas y que fue nombrado ‘instructor’ para que enseñara tales hazañas y se le asignó un muy buen sueldo,.

Los tres Caínes 02Pero la virtual distracción, también muestra cómo los hermanos canes, caníbales, Caínes, Castaños, fueron muchas veces apoyados por aire, mar y tierra, por la tropa nacional, cuando estaban a punto de ser aniquilados por un cerco enorme de los verdaderos enemigos del Estado de modelo económico salvaje.

Otra cosa, a la que debía “pararle bolas” los analistas, sería el por qué estos monstruos capos rezanderos, superadores de los más duchos de toda la historia humana, procedían de las familias tradicionales paisas: católicas apostólicas y romanas, con una fe inquebrantable en los dogmas eclesiásticos, y madres, que los bendecían todos los días  antes de que se fueran a cometer sus fechorías contra los más humildes.

Arrasaban  sus hordas criminales como se muestra en la telenovela, poblaciones enteras, decapitando niños, violando e incendiando con pretexto ideológico contra la izquierda, como hicieron los nazis en Europa, para apropiarse definitivamente de sus tierras para sembrar Coca…(cola).

Los tres Caínes 03Detrás de cada matanza había una apropiación de las tierras campesinas, porque en esto consiste el saqueo de los poderosos con pretextos ideológicos y familiares de todo tipo. Cristo predicó hasta la saciedad: “¡Ama a tu prójimo como a ti mismo!…”  pero al crucificado se le olvidó la enseñanza marxista, que reza: “Los intereses materiales y económicos prevalecen en la historia sobre todos los demás.”

La programadora debió anunciar que esta era una nueva telenovela de familia antioqueña, malos hijos masacradores y de religión”.

Es un serial hecho profesionalmente dirigido a los hogares colombianos con cupo completo para todos los palcos y todas las edades, muy válido en esta “Semana Santos”… Porque al ver actuar en vacaciones a “Los tres Caines”, se llega a la comprensión del fenómeno, de cómo fue la conexión entre esas fuerzas siniestras “muertas” hoy de Escobar vs Castaños, y los miembros de la oligarquía todavía viva y coleando del país… ¡Amén!

Share it / Compartir:

Leave a Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*

*