En Foco, Ojo de la Aguja, Opinión

“Puerta abierta” a la inmigración: ¿Un camino bien intencionado?

¿Podría ser que esta política de puertas abiertas a los inmigrantes, sin ningún tipo de verificación, está lejos de ser la autoridad moral que afirma ser? ¿O es más bien lo contrario?

 

 

An open door 2Nigel Pocock

 

¿Cuáles son, entonces, los efectos negativos de la inmigración en los países pobres? El primero y más importante tiene que ser la «fuga de cerebros».

En Sierra Leona, en 2008 el 90% de sus graduados se encontraban en Europa o los EE.UU. ¿Cómo puede ser esto algo positivo? tampoco puede sostenerse lo que siempre  se dice  que tarde o temprano uno  vuelve a su país de origen ya que la mayoría de las personas  no quieren regresar  a la pobreza relativa.

La verdad inmigrantes6Se dice que más del 70% de los graduados en Guyana y Jamaica se van  a países desarrollados, esto también  pasa en  otros países como Marruecos (65%), Túnez (64%), Gambia (60%), Ghana (26%), lo que es sumamente  destructivo para  África subsahariana, donde sólo alrededor del 4% de las personas posee  un título universitario. En tales circunstancias, una persona con un título es de mucha mayor importancia que en un país rico.

Estas son las mismas personas que deberían ser los que promuevan los cambios en sus sociedades y que en cambio sus comunidades los están perdiendo.

Todo por culpa de las “necesidades” de occidente, particularmente en el campo de la salud y los relacionados con el estilo de vida. En esos países desarrollados, a la menor caída del poder adquisitivo se hacen escuchar los gritos de descontento y las quejas contra el gobierno.

An open door 3En el pasado reciente, Malawi se quedó con 336 enfermeras para atender a una población de 12 millones debido a la emigración.

Uno de los efectos de la fuga de cerebros en enfermería es el aumento de la mortalidad infantil en los países pobres.

África subsahariana tenía 6 médicos por cada 100.000 habitantes (166 en el Reino Unido, 249 en Australia, 549 en los EE.UU.). Alrededor del 12% de los médicos indios están en las NHS de Inglaterra.

En 2004, las NHS acordaron no contratar profesionales provenientes de países  en vías de desarrollo, sin embargo esto se puede  eludir fácilmente.

los nuevos inmigrantes4Todo esto nos lleva a la pregunta ¿es la “política de puertas abiertas” a la inmigración justa? Yo creo que no, de hecho creo que es equivoca, al menos no con respecto a los países pobres.

Entonces, ¿qué se debe hacer? Tal vez la mejor opción (empezando por reconocer que la inmigración restringida es mejor para los países pobres) sea que los países ricos proporcionen educación y formación, para luego alentar a los nuevos profesionales a que regresen a sus tierras, esto a la vez le facilitará el uso de estos nuevos conocimientos en sus países de origen.

Asimismo esto permite a las remesas sean enviadas a sus países, seguido de una base de conocimientos nativos. Al mismo tiempo, cuando las tiranías previenen que nuevos conocimientos sean utilizados, los emigrantes que han retornado pueden fomentar el surgimiento de una sociedad más abierta y creativa.

Por lo tanto, el idealismo equivocado, aunque bien intencionado de los abogados, los políticos y los periodistas en realidad hace más difícil la vida para los países pobres. Uganda, por ejemplo, podría alcanzar a Europa de aquí a 100 años.

An open door 1Sin embargo “llevarse” a su gente más brillante tiene un impacto mucho mayor en esos países pobres que los ricos, por lo que Uganda así como otros países se retrasaran aún más.

El occidente tiene que darse cuenta de que su “idealismo de derechos “ es altamente contraproducente cuando se aplica a una política de puertas abiertas con relación a los países más pobres.

Las naciones de occidente necesitan despertar de su destructiva liquidación de activos humanos de las naciones pobres.

 

(Traducido por Pablo Bisbal – Email: Email: kuky02@hotmail.com)

Share it / Compartir:

Leave a Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*

*