Globo, Latinoamérica, Reino Unido

Huber Ballesteros (Parte 2): Colombia, de la guerra a la paz

El líder sindicalista habla de uno de los momentos más importantes en Colombia: los acuerdos de paz con las FARC y su implementación. Habla de los enemigos de la paz y de las nuevas oportunidades que dichos acuerdos representan para los campesinos de Colombia.

 

Huber Ballesteros Usofrenteobrero org
Huber Ballesteros – Foto de Usofrenteobrero.org

Marcella Via

 

 Los acuerdos de paz abren la posibilidad para que el país supere la violencia provocada por los paramilitares de derecha y los miembros del narcotráfico. Las drogas ilícitas no solo han estigmatizado al país en sus relaciones bilaterales, sino que han afectado profundamente a la economía rural desde hace 30 años.

Huber Ballesteros es un sindicalista colombiano líder del movimiento político y social Marcha Patriótica. Huber recién ha salido en libertad después de haber pasado más de 3 años de cárcel bajo falsos cargos de financiación del terrorismo y rebelión.

Ballesteros expone sus expectativas a  The Prisma acerca de los acuerdos que abren las puertas al campesinado para emerger y hacer que Colombia desarrolle nuevas posibilidades económicas que van más allá de la violencia de estado y de los narcos, en un nuevo contexto de paz y democracia.

¿Cuáles son sus expectativas sobre los acuerdos de paz entre el Gobierno y las FARC?

Colombia está transitando hacia la superación de un conflicto que tiene, nosotros decimos, 53 años, pero realmente Colombia ha vivido en guerra desde cuando llegaron los españoles.

Ecampamento-de-paz-colombia-librenetsta vez se pretende que el último conflicto reconocido, entre las guerrillas y el estado colombiano, está en tránsito de superación porque hay un acuerdo de paz firmado en la Habana por los miembros de las FARC y una mesa de diálogo en Quito con los miembros del Ejército de Liberación Nacional (ELN).

Pero hay otras formas de violencia en el país que es necesario superar. Por ejemplo, hay bandas paramilitares asociadas al estado y al narcotráfico. Los 6 puntos del acuerdo de paz plantean soluciones en el tema agrario, de participación política, de víctimas, de drogas ilícitas, de garantías de la oposición y del ejercicio de la oposición política.

La reincorporación económica, política y social de los excombatientes a la vida constitucional colombiana son de un profundo calado y tendrán mucha transcendencia de ser aplicados con el espíritu de reconciliación y de construir paz y justicia social. Ahora el gobierno está tratando de minimizar el impacto, que los acuerdos no se implementen en toda su dimensión e integralidad y eso podría hacer fracasar los intentos por acabar las causas sociales económicas y políticas que dieron origen al lanzamiento armado en Colombia. Entonces las expectativas son grandes.

Paz paloma amanecer pixabAY¿Fueron las exigencias de los campesinos consideradas en las negociaciones de paz?

Sí. Fue el primer punto de la discusión de la agenda y el primer punto en el que se llegó a un acuerdo. La reforma rural integral, el programa de desarrollo territorial y los planes nacionales para la superación de la pobreza extrema en el campo son los pilares fundamentales.

Hay un acuerdo de conformar un fondo de 3 millones de hectáreas para entregarles tierra a los campesinos que no la posean o que la posean de manera insuficiente. Eso nunca había ocurrido en el país.

En Colombia existen alrededor de 1 millón 600 familias sin tierra y unos 9 millones de los 13,5 millones de pobladores rurales. Para darle tierra a esas 1 millón y 600 familias se necesitarían más o menos unas 15-16 mil hectáreas y se consiguieron 3. No es suficiente pero es más de lo que se ha podido lograr en nuestro país en todo el tiempo de la lucha campesina que precisamente cumplimos 100 años.

Se van a desarrollar una serie de programas sobre infraestructuras, de producción, de transformación, de vías de comunicación y de educación. El punto de la superación del problema de las drogas ilícitas, nos va a poner también en las posibilidades de que la economía campesina en nuestro país se inserte en la economía local, nacional e internacional para superar este problema.

agatha christ misterio pixabay campo pazLos acuerdos dan la oportunidad de que las asociaciones campesinas se presenten dentro de estas circunscripciones para aspirar ir a la cámara de los representantes. Como víctimas que hemos sido, los acuerdos reconocen la existencia de las organizaciones campesinas como organizaciones víctimas para reclamar verdad, justicia, reparación y que haya garantía de no repetición.

¿Afectará la implementación de estos acuerdos a la burguesía colombiana y a los movimientos terroristas de derecha?

Efectivamente. En el uribismo, que es la expresión política de la ultraderecha en Colombia, están muy preocupados. Primero, porque con el punto de víctimas, con la creación de la comisión de la verdad histórica y la relación que esta tiene con la justicia especial para la paz se van a conocer de verdad quienes estuvieron detrás del fenómeno paramilitar: políticos, empresarios, militares, policías, transnacionales, empresas nacionales. Como este acuerdo no se parece en nada a los anteriores, entonces la preocupación de ellos es perder los privilegios o parte de los privilegios que han tenido. Ellos saben que una democratización del país, en lo económico y en lo político, pone en riesgo el status quo del que ellos se han beneficiado durante 200 años.

¿Cuáles son las mayores fallas del sistema político de Colombia?

Colombia tiene un régimen político y económico bastante atrasado. Realmente lo que se necesita es una asamblea constituyente permanente. Es el pueblo que debería manifestarse en una asamblea constitucional permanente para cambiar las estructuras del régimen. En Colombia no creemos en los partidos políticos, la abstención es del 60%. En Colombia nadie cree en la justicia. En Colombia nadie cree en el gobierno.

Huber colombia manifestacion protesta pixabayEntonces un estado que tiene un pacto social en el cual muy pocos creen, tiene que reformar este pacto social.

El actual pacto social beneficia solo a unos pocos miembros de las élites y se ha erigido sobre la violencia, sobre el permanente estado de sitio, sobre la represión de las manifestaciones políticas o sociales de oposición.

¿Qué posibilidades reales hay para cambiar la realidad política que ha vivido Colombia por tanto tiempo?

Los acuerdos de paz son una de esas posibilidades, tanto el que se ha firmado con las FARC como el que aspiramos que llegue con el Ejército de Liberación Nacional (ELN). Aspiramos que con los acuerdos de paz, las diferencias y conflictos que van a seguir existiendo se puedan tramitar por la vía civilizada, por la vía del debate político.

¿Que dificulta que eso sea posible?

Hay un sector de la burguesía colombiana que está interesado en este tipo de reformas pero hay otra parte, que es la de la ultraderecha que representa Álvaro Uribe y la Iglesia, que no están de acuerdo con estas reformas y entonces todas las etapas de posacuerdos y posconflicto van a ser muy difícil.

farc 2

La comunidad internacional debe estar muy atenta porque la situación puede complicarse, la ultraderecha va a buscar con actos terroristas sabotear la manifestación de los acuerdos. Pero nosotros, el pueblo colombiano en su mayoría, estamos decididos a trabajar por la paz.

¿Es posible una paz en Colombia, en medio de grupos de ultraderecha y  del narcotráfico, por ejemplo?

Yo creo que sí. Si el gobierno fue capaz de combatir a la insurgencia, si existe la voluntad política del estado, los grupos paramilitares van a ser combatidos más fácilmente. Estos no tienen el apoyo de la población, cosa que tenía la insurgencia. Los paramilitares tienen el apoyo estatal por el apoyo de empresarios y funcionarios del estado, de tal manera que cuando ese apoyo ya no exista o cuando los que les apoyan sean capturados o combatidos, el paramilitarismo no podrá existir.

¿Qué piensa del papel que ha jugado la prensa en los acuerdos de paz?

En Colombia ha sido muy negativo el proceso de paz porque siempre han buscado generar un estado de opinión en el cual los acuerdos no sirven, donde las FARC no van a cumplir.

Choice Victory Leisure Knight King Object Chess
Choice Victory Leisure Knight King Object Chess http://bit.ly/2tV1NOL

Obviamente buscando el momento en el que la insurgencia entre a la política electoral y que se tenga un estado de opinión en contra para que no puedan conseguir sus objetivos políticos.

Informar es mentira. Los medios de comunicación no solamente no informan, sino que desinforman. No solamente no juzgan sino que prejuzgan. Y así, por eso están y no son un poder aparte del poder económico.

 

Share it / Compartir:

Leave a Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*