Globo, Mundo, Reino Unido

Ataques con ácido: un crimen incivilizado y frecuente en India

Las tasas de violencia contra las mujeres aumentan cada vez más en la India, donde cada año se reportan entre 250 y 300 ataques con ácido contra ellas, los cuales a menudo son etiqueteados como ‘crímenes menores’.

 

Alfredo Boada Mola

 

Recientemente, una mujer de 30 años sobrevivió a quemaduras del 30% tras ser atacada con ácido por cuatro hombres en el estado indio de Uttar Pradesh, por negarse a retirar una denuncia de violación contra ellos, según reflejó el portal India Times. También, a principios de noviembre, dos hombres en bicicleta atacaron a una empleada de 23 años del Banco Nacional de Punjab cuando se dirigía a su trabajo en la zona de Mohan Nagar, en la ciudad de Ghaziabad.

Tras sufrir quemaduras del 20%, la dama afirmó que dos antiguos colegas llevaron a cabo la agresión, uno de los cuales la acosó durante meses.

Según las últimas estadísticas de la Oficina Nacional de Registros de Delitos (NCRB, por sus siglas en inglés), en 2017 se registraron 244 casos de ataques con ácido en todo el país surasiático. Uttar Pradesh encabezó la lista por territorios con 56 casos, Bengala Occidental reportó 54 incidentes, Nueva Delhi tuvo 14, mientras Kerala y Odisha sufrieron 13 episodios de este tipo cada una. En promedio hubo al menos 16 casos de delitos contra las mujeres cada hora y 986 delitos cada día en 2017.

Ese año, se registraron al menos 3,6 millones de crímenes. Según la NCRB, las violaciones constituyen más del 10%del total de crímenes contra las mujeres. Hasta 33 mil 658 indias fueron violadas en 2017, lo cual significa una violación cada 15 minutos.

Se espera que el número de ataques con ácido sea más alto que la cifra reportada, similar al de casos de violación. Hay muchos casos no reportados de ataques de ácido donde las víctimas mueren, especialmente en áreas rurales.

A veces, la gente oculta información cuando el atacante es el esposo o un miembro de la familia de la víctima. La Corte Suprema de la India, dijo en 2019 que se trata de ‘crímenes incivilizados y sin corazón’ y sus perpetradores no merecen clemencia. Fue en 2013 cuando los ataques con ácido se convirtieron en un delito penal, punible con hasta 10 años de prisión. Antes de eso, ninguna ley se ocupó específicamente del tema. La mayoría de estas agresiones tienen un patrón similar: una mujer que rechaza una propuesta de matrimonio, dice no a las insinuaciones sexuales o se sale de su papel implícito de género.

Las investigaciones muestran que la mayoría de las sobrevivientes de estos ataques con ácido tienen entre 18 y 28 años de edad.

Y aunque rara vez resultan en la muerte, el horror de estos ataques es sorprendente, pues en cuestión de segundos el ácido derrite la piel, los músculos y a veces hasta los huesos.

Las consecuencias de estos actos criminales incluyen ceguera y cicatrices anormales que destruyen la funcionalidad de la cara y el cuerpo. Además, las víctimas sufren un dolor insoportable debido a sus lesiones.

En una sociedad patriarcal llena de estigmas y desequilibrios, las mujeres tienen que lidiar con el trauma físico y emocional de estos asaltos y la desfiguración de la cara y el cuerpo que sigue. Hay numerosas historias inspiradoras de sobrevivientes de estos actos, que se negaron a sucumbir ante sus perpetradores, se defendieron y comenzaron sus vidas nuevamente.

El delicado tema es abordado en la película en idioma hindi ‘Chhapaak’ (Salpicadura), dirigida y producida por la cineasta Meghna Gulzar y la afamada actriz Deepika Padukone.

Sin embargo, la mayoría de las mujeres víctimas de estas atrocidades continúan viviendo como parias sociales en la India después de la mutilación, sin muchas oportunidades para ellas. (PL)

Share it / Compartir:

Leave a Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*

*